Diario de sueños: 1

No todos los días despierto y recuerdo lo que soñé pero he decido dejar aquí algunos fragmentos de lo que pueda extraer de memoria.

Madrugada – 09/05/2020

Satine entra a mi habitación moviendo la cola, feliz y sana. Tiene el pelaje lozano, como estaba antes de enfermar. Se recuesta a un lado de mi en la cama y deja que la acaricie y le cante hasta que me quedo dormida. Despierto.

Madrugada – 10/05/2020

Hay un hombre observándome en la ventana de mi habitación. Grito. El hombre corre y en su lugar queda una sombra. Intento gritar de nuevo pero me he quedado sin voz. Despierto.

Mañana – 10/05/2020

Es un juego. Hay montones de personas pequeñas rodeándome, cuchicheando. No entiendo nada y tampoco puedo ponerme. Hace un primer corte en mi brazo. No me duele. Veo la sangre brotar en cámara lenta. Miro a los ojos de uno de ellos y son sólo cuencas vacías. Despierto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s